La Asociación Peruana ATD Cuarto Mundo en Lima

Para la Asociación Peruana ATD Cuarto Mundo, estar
presente en Lima hace dos años, es la oportunidad para entrar en la comprensión de una nueva realidad al interior del país, con el fin de comprender mejor la vida de las familias más pobres, su combate, su sufrimiento y sus esperanzas. Lima   es también de alguna manera la síntesis de un país complejo y diverso como el Perú, en el que  -cual océano-  desde todos los rincones confluyen en él los ríos de todas las sangres que forman este enorme país.

                                             

Lima, en el Perú es el centro neurálgico de un ¡país fuertemente centralizado, en el que gran parte de las actividades económicas, políticas y culturales de impacto nacional se desarrollan ahí. En la actualidad Lima cuenta con una población de más de 8 millones de habitantes, se trata de una población diversa que ha ido creciendo de manera vertiginosa a lo largo de las últimas décadas; para comprender la magnitud de este crecimiento demográfico, baste con señalar que según el  censo de 1940 la población peruana llegaba a los 700 mil habitantes. Este crecimiento que implicó toda una revolución demográfica, explica los problemas, las carencias así como las potencialidades y enormes desafíos de una ciudad como Lima. Esta migración desde el interior del país, cambió el rostro de una ciudad básicamente de población blanca y de corte aristocrático hasta las primeras décadas del siglo 
XX; hoy el nuevo rostro de la ciudad está definido por un fuerte mestizaje que ha teñido su tejido social,  influenciado en su música, la cocina, etc.  Lima  es ahora  una ciudad pujante y dinámica, que encierra grandes contrastes y en la que,  la mayoría de la población vive en los distritos populares que por el empuje de la migración se han ido extendiendo, haciendo surgir nuevas urbanizaciones en zonas impensables como los desiertos (Villa el Salvador o San Juan de Lurigancho) o las laderas de los pocos  cerros que se extienden por Lima.
Estar presentes en Lima nos permite abrirnos a una nueva
realidad y a la posibilidad de establecer alianzas con instituciones tanto del Estado como de la sociedad civil, así como llegar a un mayor número de ciudadanos que se comprometan en nuestras acciones y sostengan el desarrollo del Movimiento en el Perú. Consideramos que es necesario unirnos a redes de participación ciudadana en los cuales la voz del Cuarto Mundo pueda ser escuchada para hacer avanzar en el país la lucha contra la pobreza.                        


Esta necesidad de comprender la realidad de las familias más pobres en la capital del país y el establecer alianzas que nos permitan encontrar apoyos para el Movimiento en el objetivo de hacer avanzar el combate de los más pobres contra la pobreza, nos llevan a desarrollar en Lima:

Una Secretaria de Representación del Movimiento, a través de la cual estamos buscando establecer contactos y alianzas con instituciones sensibles o comprometidas en la lucha contra la pobreza.


Así mismo, y en la necesidad de conocer la vida de las familias más pobres, buscamos entrar en contacto con esta población a través del desarrollo de una Biblioteca de Calle, la misma que venimos desarrollando en cooperación con el Colegio Fé y Alegría Nº 1 de Valdiviezo en San Martín de Porres.


Por otro lado, todo lo que hagamos no tendría sentido sino tiene una continuidad a
partir de nuevos compromisos locales, de personas  dispuestas a descubrir el compromiso con los más pobres en el marco de las acciones del Movimiento, de ahí que tenemos también la tarea de desarrollar una red de aliados y amigos del Movimiento, Secretaria de Amigos, la Biblioteca de Calle y TAPORI que juegan un rol importante.